27 febrero, 2024

Francesco Lovaglio Tafuri | ¡Conócelos! Top 5 mitos de la arquitectura sustentable

Francesco Lovaglio Tafuri - ¡Conócelos! Top 5 mitos de la arquitectura sustentable - FOTO

Algunos de los mitos más comunes que giran en torno a la arquitectura sustentable ciertamente se ven en muchas de las construcciones emblemáticas del modelo, sin embargo no es ni fundamental ni la única forma de hacerlo

DAT.- La arquitectura sustentable ha ganado una enorme importancia en las últimas décadas, lo cual ha surgido como producto de la evolución natural de la industria de la construcción y todos los elementos que hacen vida dentro de ella. ¿La razón? El sector busca reducir su impacto y estar en armonía con el medio ambiente.

Sin embargo, y como bien lo explica Francesco Lovaglio Tafuri, el concepto está rodeado por muchos mitos que, de alguna u otra manera, han impedido el desarrollo de más construcciones cotidianas de este estilo.

LEA TAMBIÉN | Francesco Lovaglio Tafuri | ¡Conócelos! ¡Éstos son los últimos avances en la arquitectura sostenible!

Estos mitos giran en torno al costo, la complejidad y el diseño de esta forma de construcción. ¿Los 5 principales? Veamos:

  • Los materiales son costosos e inusuales: Uno de los principios de la arquitectura sustentable es utilizar materiales locales para así evitar la emisión de gases contaminantes de la transportación y fomentar el comercio local. Preferentemente se buscan materiales que puedan recuperarse y reutilizarse o reciclarse, ambos casos implican ser, la mayoría de las ocasiones, una opción más económica.
    Para la búsqueda de materiales es necesario considerar la durabilidad de los mismos, ya que se pretende su permanencia en el tiempo, además no deben de contener productos contaminantes o nocivos para la salud y el medio ambiente.
  • Los edificios utilizan tecnología costosa y compleja: De acuerdo con profesionales dedicados a este tipo de construcción, un proyecto sustentable puede significar un aumento del 12% al 20% en el presupuesto comparado con uno tradicional, sin embargo hay un retorno de la inversión que se percibe de los cuatro a los ocho años.
    Para construir de forma sustentable no es necesario contar con tecnología compleja y costosa, se trata de aprovechar al máximo los recursos: la dirección de los vientos, la trayectoria del sol, las condiciones ambientales, el tipo de clima, para evitar así colocar modelos complejos a nivel energético.
  • La sustentabilidad para casas, oficinas y escuelas es la misma: Una vivienda tiene un desgaste distinto al de una escuela, o el de una empresa, es necesario evaluar las necesidades tanto del sitio como de los ocupantes del lugar, para determinar los sistemas de eficiencia más adecuados.
    Incluso dentro de construcciones del mismo tipo se deben de considerar aspectos topográficos y climatológicos para llegar a las mejores soluciones en temas de sustentabilidad.
  • El diseño de estos edificios es extravagante o raro: Si bien muchos de los edificios más modernos que presumen ser sustentables muestran un diseño innovador y llamativo, no todas las construcciones que apuesten por este sistema tienen que ser extravagantes.
    Existen casas, edificios, escuelas, museos o comercios con diseños tradicionales que cuidan el medio ambiente y cuentan con sistemas de aprovechamiento de agua o energía, el diseño arquitectónico lo elige el propietario.
  • Se requiere mucho mantenimiento: Para desmitificar esta afirmación es necesario regresar al mito uno, donde se menciona la importancia de adquirir y colocar materiales de alta durabilidad, de esta forma el mantenimiento no es tan continuo.
    Vale la pena contar con materiales y sistemas de calidad, con certificación ambiental y garantía de buen funcionamiento. Cada modelo tiene un tipo de mantenimiento distinto, mismo que se puede elegir dependiendo de las posibilidades del usuario.

(Con información de Francesco Lovaglio Tafuri)