20 junio, 2024

Salar Ataie Bandari | Transporte marítimo: ¿Cómo convertir esta industria en una más sostenible?

Salar Ataie Bandari - Transporte marítimo; Cómo convertir esta industria en una más sostenible - FOTO

El sector naval está virando cada vez más hacia un entorno donde prive la sostenibilidad gracias a la búsqueda y aplicación de prácticas comerciales ecológicas, implementando tecnologías eficientes y reduciendo la emisión de gases contaminantes

DAT.- La industria del transporte marítimo y de carga internacional es de las que más contribuye a las emisiones de gases de efecto invernadero, y es por eso que desde hace años está enfocada en la creación de alternativas que le permitan reducir su huella de carbono y así ser más amigable con el medio ambiente.

Explica Salar Ataie Bandari que, si bien varias áreas comerciales de la industria podrían volverse más sostenibles, no existe una solución milagrosa para reducir las emisiones de carbono. Lo que sí hay es voluntad de lograrlo, y por ende han surgido algunas iniciativas ecológicas que las organizaciones del ramo pueden adoptar para reducir la contaminación.

¿De qué iniciativas estamos hablando? Veamos…

  • Auditorías energéticas: Las compañías de transporte marítimo, de flete y logística primero deben realizar auditorías energéticas para sus flotas, activos e instalaciones operativas. Estas resaltarán las áreas de las operaciones de una empresa que podrían mejorar para ser más sostenibles pues ayudan a identificar áreas críticas de operación donde se puede conservar la energía y desarrollar programas sostenibles en torno a las mismas.
    Una auditoría puede ayudar a los armadores y operadores de buques a determinar la viabilidad del uso de combustibles alternativos para impulsar sus flotas. En lugar de usar combustibles fósiles, las organizaciones pueden hacer la transición a combustibles más limpios como el gas natural, el metanol o el e-amoníaco.
  • Actualizar tecnología los buques: Los buques del futuro serán más ecológicos, aprovecharán los equipos avanzados e incorporarán la sostenibilidad en todos los aspectos de las operaciones mientras están en ruta o detenidos en un puerto. Un ejemplo de nueva tecnología para buques es el mantenimiento predictivo.
    El equipo y la tecnología de las naves pueden tener un ciclo de vida más prolongado cuando los análisis predictivos permiten a los empleados realizar las reparaciones necesarias con prontitud. Reparar versus reemplazar siempre es una opción más sostenible para las empresas con activos físicos.

LEA TAMBIÉN | Salar Ataie Bandari | Barcos eléctricos: ¿Son el futuro del transporte marítimo?

  • Hacer los buques más ligeros: Los nuevos desarrollos en materiales de construcción naval permiten que los buques sean más ligeros en el agua, reduciendo las emisiones y minimizando la contaminación acústica. Por ejemplo, un material compuesto como el plástico reforzado con fibra (FRP) podría reemplazar al acero, reduciendo el peso de la nave y su consumo de combustible.
    El uso de FRP también extiende la vida útil del buque, lo que significa que las organizaciones pueden mantener la continuidad del negocio y beneficiarse de reemplazar sus activos con menos frecuencia.
  • Crear un transporte marítimo más limpio: Recientemente, las actitudes hacia la sostenibilidad y la crisis climática han cambiado drásticamente. Cada vez más empresas buscan adoptar prácticas comerciales ecológicas, implementar tecnologías eficientes y reducir el consumo de energía.
    Hasta ahora, ha sido un desafío para la industria descarbonizarse. Con más tiempo, el sector del transporte marítimo podría volverse más ecológico y, en última instancia, crear un futuro sostenible para las próximas generaciones.

(Con información de Salar Ataie Bandari)