13 junio, 2024

Infinity War’ para que funcionase uno de los momentos más dramáticos del Universo Cinematográfico de Marvel

Infinity War' para que funcionase uno de los momentos más dramáticos del Universo Cinematográfico de Marvel


Siempre digo que la emoción es la mejor aliada de un director y de todo el equipo responsable de una película, y no únicamente por suponer la pieza esencial que debe poseer toda producción para funcionar correctamente y resonar con el público. También se alza como una aliada inesperada a la hora de disimular algunos gazapos involuntarios, como errores de raccord, o soluciones técnicas y visuales menos depuradas de lo deseable.

El caso que os traigo a continuación, lejos de poder considerarlo como un “error” al uso —que no lo es—, forma parte de esos apaños que el equipo de efectos visuales se ve obligado a hacer para salir del paso en un plano complicado. Se encuentra en uno de los momentos más intensos de la magnífica ‘Vengadores: Infinity War’ y muchos hemos tardado cosa de seis años para percatarnos de su existencia.

¡La manita!

Para presenciar la chapucilla en cuestión debemos ir junto a Iron Man y Spider-Man después de que Thanos chasquease los dedos con el Guantelete del Infinito ya completo. Como sabéis, Peter fue una de las víctimas de la merma de la población planeada por el Titán Loco, y Tony no puede hacer más que intentar reconfortarlo, lo que incluye colocar una de sus manos sobre el torso del chico mientras esperan lo inevitable.

Tras unos instantes, el superhéroe arácnido comienza a desaparecer con ya la icónica transformación en ceniza. A pesar de que sean pocos segundos, este momento supone un trabajo considerable para los responsables de VFX, que se encontraron con un problemilla inesperado: la mano de Robert Downey Jr. sobre el cuerpo de Tom Holland y la necesidad de eliminarla de la ecuación para no convertir la tarea de evaporar a este último en algo aún más complejo.

La solución, tal y como se ha estado moviendo en redes durante estos últimos días, dejando a buena parte del fandom patidifuso, no fue otra que convertir la mano en una imagen estática y hacerla salir del cuadro con un movimiento tremendamente artificial y robótico —casi como Poochie regresando a su planeta en ‘Los Simpson’—. Por suerte, es un pequeño detalle que ha quedado oculto por la emoción… y por otro aliado inesperado.

Es muy probable que no hayas visto este efecto hasta ahora, ya no por no haberte fijado lo suficiente en su momento, sino por la obra y magia de la relación de aspecto. Las proyecciones en cines de ‘Infinity War’ tuvieron una relación de aspecto de 2.39:1 que sólo permitía ver un par de dedos de Iron Man, mientras que en la versión IMAX, en 1.90:1 y con los márgenes superior e inferior de la imagen ampliados, puede verse hasta la muñeca, haciendo aún más evidente el arreglo de aquella manera.

Sea como fuere, esta es una nueva muestra de cómo una buena narrativa, una buena construcción de personajes y unas buenas interpretaciones son capaces de enmascarar y dejar ya no en segundo, sino en tercer o cuarto plano, cualquier elemento disonante que pueda hacer acto de presencia para que muchos lo señalen con espanto a toro —muy— pasado.

En Espinof | Las mejores series de 2024

En Espinof | Las mejores películas de 2024



Source link