30 mayo, 2024

El caso que conmocionó al 23 de Enero

El caso que conmocionó al 23 de Enero


«Mucha gente ha preguntado en las redes dónde estaba la mamá de Nicole, estaba durmiendo porque desde hace mucho tiempo le fue recetado un tratamiento médico y tomó medicinas para dormir. La comunicación entre hermanos estaba presente, ella se comunicó en todo ese tiempo con su hermano y su hermana», sostuvo uno de los familiares que pidió no ser identificado para no entorpecer la investigación del caso

Por Anaísa Rodríguez/El Cooperante

Este lunes se cumple una semana desde que la familia Palencia Olivero recibió una noticia que estremeció su presente y marcó el inicio de una pesadilla que jamás pensaron vivir. Nicole Palencia Olivero fue dejada sin signos vitales en un centro de salud del 23 de enero en Caracas. Horas antes, había salido de fiesta con una amiga de confianza y por ahora, los cuerpos de seguridad investigan la causa del lamentable hecho. El Cooperante conoció en exclusiva detalles sobre el caso que estremeció a su círculo familiar y de amigos, pero también a la opinión pública.

Entre enero y agosto de 2023, el Monitor de Femicidios de Utopix reportó 139 mujeres asesinadas en Venezuela; y pese a que la familia de Nicole no conoce aún la causa de su muerte porque no han recibido los resultados de la necropsia practicada a la joven de 18 años, saben que hay muchas cosas que no están claras sobre las últimas horas de vida de la joven de 18 años.

Este domingo, familiares y amigos de Nicole se concentraron a las afueras del Ministerio Público en Caracas para exigir justicia, piden al fiscal general, Tarek William Saab que se pronuncie y se lleve a cabo la investigación pertinente para determinar responsabilidades sobre el hecho. En medio de la manifestación, El Cooperante pudo conversar con los presentes, sumidos en la consternación y tristeza que les dejó la partida física tan temprana de la estudiante universitaria.

Nicole cumpliría el próximo 23 de noviembre sus 19 años, estaba cursando estudios de Administración en la Universidad Simón Rodríguez, veía clases particulares de Inglés, y estaba por tomar la decisión de irse del país o cursar la carrera de Farmacéutica tras haber sido aceptada en la Universidad Central de Venezuela. Trabajaba en el Ministerio de Salud, como asistente de un director nacional de ese organismo.

La describen como una muchacha tranquila y trabajadora, pero durante los últimos meses había estado compartiendo y saliendo de fiesta con una joven de la zona a la que identifican como Oriana Mendoza. Fue con ella con quien salió la noche del sábado 30 de septiembre a una fiesta de la que nunca regresó.

Contenido

¿Por qué no regresó?

Tras salir de fiesta, Oriana regresó a la casa de los Palencia porque había dejado a su hijo al cuidado de la hermana menor de Nicole. Nicole no la acompañaba y Oriana explicó que se había quedado «tomando» con unos amigos.

Horas después, cerca del mediodía del domingo, Nicole habló con su mamá por mensaje de WhatsApp. «Oriana buscará algo en la casa». Avisó que irían a la playa y luego a una fiesta en el gimnasio Libertador de la Zona F del 23 de Enero.

Nicole le envió una foto a su hermano donde se veía descansando en casa de Oriana.

«Mucha gente ha preguntado en las redes dónde estaba la mamá de Nicole, estaba durmiendo porque desde hace mucho tiempo le fue recetado un tratamiento médico y tomó medicinas para dormir. La comunicación entre hermanos estaba presente, ella se comunicó en todo ese tiempo con su hermano mayor y su hermana menor», sostuvo uno de los familiares que pidió no ser identificado para no entorpecer la investigación del caso.

Todo estaba en calma, hasta que a las 12:53 de la madrugada del lunes, Oriana llamó a la hermana de Nicole para pedirle que la buscara en planta baja de su torre porque estaba muy tomada.

Cinco minutos después, le pidió que bajara acompañada porque Nicole no podía caminar por sí sola, y la última llamada, a la 1:01 a.m. del lunes, les dijo que se la llevaría «mejor» a su casa.

Pasaron las horas, y a las 10:00 a.m. Oriana se comunicó con la madre de Nicole y le indicaron que debía buscar a Nicole en el Centro Diagnóstico Integral (CDI) de Sierra Maestra, porque «le había pasado algo».

Al llegar al lugar, el personal de ese centro no tenía idea de quién era Nicole, por lo que decidieron ir al CDI de la Zona F y allí estaba el cuerpo sin vida de la joven.

Le informaron que Nicole llegó muerta al CDI y que las personas que la acompañaban la dejaron tirada. No tenía golpes ni heridas visibles, pero había sido bañada.

La «versión» de Oriana

Horas después de la muerte de Nicole, Oriana Mendoza compartió una publicación en su cuenta en Facebook que horas después borró, pero El Cooperante pudo tomar capturas.

La joven, que también reside en el 23 de Enero, contó lo que fueron las últimas horas junto a Nicole y culpó a una supuesta adicción a las drogas de lo que le ocurrió.

«Solo explicaré que no fue mi culpa, yo estuve con ella hasta que pude. Llegamos de la playa, la fui a llevar a su casa con las personas que estábamos, llamé a su hermana para que la buscara. Le dije a Nicole que su mamá está despierta y que Camila viene bajando. Nicole no se quiso ir porque no quería que su mamá la viera en el estado de ebriedad y subida de droga. Me dijo que se iría con el que estábamos y así quedamos. Llamé de nuevo a su hermana y le dije que nos iríamos».

Según Oriana, fue este mismo recuento que ofreció a los cuerpos de seguridad cuando la entrevistaron horas después de que Nicole fue hallada muerta en el CDI.

«No supe más de ella hasta el día siguiente, cuando me dijeron lo que había pasado. En mi casa hay cámaras y están las grabaciones de la hora en que llegue. Me dejaron allí y no salí más hasta las ocho de la mañana del día siguiente. Yo aún a esa hora no sabía lo que le había pasado a Nicole. Voy a donde la persona que había estado con ella y me dice que convulsionó, que tuvo una sobredosis y murió. Por mi seguridad no puedo dar los detalles, pero no fue mi culpa lo que le pasó a Nicole», estimó.

Acto seguido, reveló que ambas consumían drogas frecuentemente y que «la amaba».

«Los policías tienen las pruebas de todo, si yo fuera culpable les aseguro que ya estuviera presa. Yo amaba a Nicole y quizás me faltó amarla un poquito más para no dejarla drogarse como lo hacía, pero todos sabemos que es lo que hacíamos cada vez que salíamos estando reunidos o en fiestas. Nuestros amigos cercanos saben todo lo que hacía Nicole y que lo hacía por voluntad propia. Nadie la obligaba a consumir drogas o alcohol».

Justicia y respetar su nombre

Los familiares y amigos de Nicole sabían quién era ella, afirmó otro familiar, y aclaró que la supuesta adicción de Nicole a las drogas los tomó por sorpresa.

«Nicole era una joven tranquila, estudiante y trabajadora, pero lastimosamente muy confiada con sus amistades y hoy estamos pagando las consecuencias. Oriana hoy quiere mal ponerla delante de nosotros para librarse de la culpa de no haber sido leal y una verdadera amiga por no dejarla sola en el estado que estaba», sentenció. «Por dejarla sola con un desconocido es que tuvo este triste final».

La familia Palencia Olivero exige justicia y que la muerte de Nicole no quede impune y piden a los cuerpos de seguridad que hagan su trabajo, que no se vicie el caso por dinero o poder.

Aclararon que Nicole no mantenía una relación sentimental con algún miembro del Colectivo Tres Raíces del 23 de Enero.

«Era Oriana la que tenía una relación con un miembro de esa fundación, no Nicole. Solo queremos que se investigue a fondo qué fue lo que realmente le ocurrió a Nicole, por qué la dejaron tirada muerta, si ella lo único que necesitaba era que le brindaran atención médica», lamentó. «Una verdadera amiga no te deja en el peor momento y menos con desconocidos».

 


noticiasaldiayalahora.co

Source link